lunes, 1 de abril de 2013

Congoja



Congoja

Más allá de la nostalgia
tengo un mundo de palabras
deshilvanadas que lloran tu ausencia
y una tempestad de voces
amarradas en mi garganta
que quieren liberarse
para gritar tu nombre.

sábado, 2 de febrero de 2013

lunes, 28 de enero de 2013

Un poema



Un poema

En tus manos está escrito un poema
que habla de ti,
que habla de mí,
que se derrama desde
las puntas de tus dedos
y camina cada rincón de tu piel.
Es un poema que cuenta
los espasmos de nuestros cuerpos
cada vez que los unimos,
que habla de pasión y de placer,
de gemidos y suspiros,
de locuras de amor.
Un poema que rompe tus silencios
con los cantos de Orfeo.
Un poema que se enhebra
para tejer cada beso que nuestros labios inventan.
Un poema que escudriña la generosidad de la noche
que hace más larga las horas de nuestra propia noche.
En tus manos está escrito un poema
que habla de ti,
que habla de mí… no dejes nunca de leerlo.

martes, 15 de enero de 2013

Miedo


Miedo

Sabes, a veces tengo miedo.
Miedo de no tenerte a mi lado
para que me cierres los ojos
cuando la muerte decida
tomarme de la mano.

miércoles, 13 de junio de 2012

Sentencia



Sentencia
  
Me piden ser implacable
en la sentencia
que por el delito que has cometido
debo dictar.
No saben ellos
que no puedo condenarte,
pues, al igual que lo hizo Friné,
tú también me mostraste tus pechos.

sábado, 12 de mayo de 2012

El viejo roble



El viejo roble

El viejo  y robusto roble de la plaza
esconde entre sus ramas
pedazos de cielo que un pájaro robó.
Esconde nidos de esperanzas
llenos hoy de susurros de vientos
con olor a jazmines.
El viejo y robusto roble de la plaza
esconde entre sus ramas
reflejos de luz
que se resignaron al abandono
y una colección de mariposas, gotas de rocío,
grillos, hojas secas y cantos de cigarras
que guarda con celo para su amada.
El viejo y robusto roble de la plaza
esconde en sus entrañas
tu cuerpo crudo
y besos, muchos besos
que dejábamos caer
en aquellas tardes
cuando su sombra
cobijaba nuestra pasión.

lunes, 30 de abril de 2012

Respuesta



Respuesta

Torso desnudo.
Lengua que camina despacio y silenciosa.
Piel que se eriza.
Hendija que divide el final de tu espalda.
Punto de unión.
Jugos de amor.
Alzo mi rostro… tomo un respiro.
Me embriago.
Entonces entiendo
el porqué de la vida.

sábado, 14 de abril de 2012

A oscuras



A oscuras

“Juro que a partir de ahora
dejaré de pagar el recibo de la luz”
-Luis E. Aute-


“Una mujer desnuda y en lo oscuro
genera una luz propia y nos enciende”
-Benedetti-



¿Para qué la claridad
si la oscuridad me lo da todo?
me da tu piel para que las ganas se viertan
y mis manos se pierdan en ella.
Me da unos labios a pedir de boca
y la oportunidad de besarte
sin cerrar los ojos.
Me da también la eternidad del tiempo
que Cupido detiene
para que la noche sea inmortal.
Me da un mar de sudores
con el aroma de la vida,
el ansia y los espasmos
que solo nuestros ojos pueden ver.
Me da la suavidad de las sábanas blancas
cómplice de esta pasión.
Me da tus cabellos
para que mis secretos se escondan en ellos
y una luna que se oculta para no molestar.
Entonces vuelvo y pregunto:
¿Para qué la claridad, amor,
si la oscuridad me lo da todo?

viernes, 30 de marzo de 2012

Infidelidad




Infidelidad

Me cuentan
que me han visto en tu piel,
que subo y bajo
como por las escaleras del centro comercial.
Me cuentan igual
que cuando me ven en tu piel
en tus ojos se refleja un brillo
de mediodía
y tu lengua humedece
lentamente cada uno de tus labios.
También me han contado
que como animal en celo
he marcado territorio.
Qué fortuna tenemos, amor,
que tu marido ...¡sea ciego!


martes, 20 de marzo de 2012

Delirio



Delirio

Me encanta contemplarte
en esas noches cuando,
como espíritus que no hallan sosiego,
tus labios
recorren cada recodo de mi cuerpo.
Y en tu loca fantasía
me envuelves en un mar
de lujuria y espasmos.

miércoles, 22 de febrero de 2012



Perdón

 ...y es que tu cuerpo desnudo,
laudable y sereno,
lleno de vida
me embriaga
y me lleva a perdonarte la felonía.

sábado, 11 de febrero de 2012

Aroma




Aroma

No es la fiebre
 la que está en las sábanas,
es tu aroma de mujer en celo
que en cada madrugada
hace hervir mi sangre
y me lleva a un mundo de unicornios.
Un aroma que mina
y   mi esperanza aviva,
que mi leño atiza
y  mi existencia humedece.

miércoles, 1 de febrero de 2012

Anhelo




Anhelo

Deja que mis manos
aprendan de memoria
cada pliegue de tu piel,
que luego cálidamente
en mi soledad recuerdo.

sábado, 28 de enero de 2012

Quédate conmigo



Quédate conmigo


Estoy buscándote el alma para que te quedes conmigo.
Amada no te vayas, ven a vivir, no busques otro destino.
Mi ancla se adhirió a tu barca. Mi arena se quedó en tu ola,
tu sangre se pasea en mis venas. No te vayas ahora.
No te vayas ahora, ni mañana ni nunca. Quédate siempre.
Sígueme, lléname, se día y noche, sol y sombra.
Yo haré brotar la leche de tus senos de rosa
y romperé las cadenas de tus represiones.
No me dejes escapar, anídame, acurrúcate conmigo,
vuela, nada, pesca, siembra, piensa, ríe junto a mí.
Yo haré volcanizar tu vientre para nuevas vidas.
No dejes de soñarme, acércame. Acércate.
Yo sabré hacerte sentir  mujer, niña, amante, compañera.
Yo sabré mojarte y mojarme en ti.
Estoy arrinconando mis dudas, mis recuerdos
para que no te vayas, para que te quedes junto a mí,
para que te quedes conmigo como tierra y agua,
y aire y fuego, y macho y hembra, y carne con carne.
Quiero sorberte para que la hostia de tu amor
me santifique o me humanice, en todo caso que me lleve a ti.
Estoy buscándote el alma para que te quedes conmigo,
por eso vengo sin orgullo, ni altivez, ni desatino
a tomarte, a entregarme, a hacerte mía y hacerme tuyo.
Cerca de ti todo vale, lejos de ti hay un despeñadero.
Lejos de mi nada es grande. Si me dejas ir,
vas a sentir mi ausencia y vas a sentirte ajena.

jueves, 26 de enero de 2012

Tormenta




Tormenta


Paso a paso, como llovizna de abril,
mi saliva se va quedando
en cada poro de tu piel.
Y en la horcadura
donde emana la vida
se riega mi simiente,
liberando una tormenta
de placer y de gloria.
Acto seguido,  la calma.



sábado, 21 de enero de 2012

Aprendizaje

                       



Aprendizaje

De ti aprendí
que el blanco es el color del lunes,
que cada noche
hay que reinventar los sueños,
que la seducción debe ser brutal
y que el amor hay que darlo a borbotones.
Tú me enseñaste
que el café de la mañana
debe ser dulce, muy dulce,
que los besos a hurtadillas
son los mejores,
que de vez en cuando
hay que creer en el horóscopo
sin perder la fe en Dios,
y que una mujer
es más hermosa desnuda
que bien vestida.
De ti aprendí
que las canciones de Silvio
no son tan raras como parecen,
 que una copa de vino diaria
evita el infarto
y que la mejor bienaventuranza está en tu piel.
Tú me enseñaste que cualquier sitio
es bueno para hacer el amor
y que las estrellas son alcanzables.
De ti aprendí
que no hay que rezar demasiado
para conseguir un milagro,
que solo basta el amor
para mover montañas.

Víctor González Solano (Colombia)
Con este poema participo del cuarto Concurso de Poesía de Heptagrama

lunes, 16 de enero de 2012

La espera




La espera

Hay un tibio silencio
que permite que a lo lejos
se escuche tu voz.
Yo sigo aquí,
esperando tu llamado.

miércoles, 11 de enero de 2012

Igual



Igual

Las cosas están tal como las dejaste,
detenidas en las manecillas de un reloj
que se entregó a la soledad.
Los libros y el baúl
permanecen inmóviles
cubiertos por un polvo
que duerme con los recuerdos.
La humedad de la vida,
se detuvo en cada pedazo de pared,
como esperando tu regreso
y una cama  reclama tus sudores.
Ya nada es igual,
hay un vacío urgente que se clava en la piel
y un nudo en la garganta
que a ultranza se queda conmigo.
Ya nada es igual
aunque lo parezca.
Está todo tal como lo dejaste
aquella fría mañana de abril,
en la que decidiste
desprenderte del cansancio
que, a veces, produce el amor.

lunes, 2 de enero de 2012




Tendida y absorta
sobre lecho de pétalos blancos
que se confunden con tu piel
descubro lenta y suavemente
la concupiscencia
que escondes en el alma
y cual guerrero celoso y libidinoso
conquisto cada milímetro de tu envoltura
y conmigo la llevo
para que nadie mas la toque,
para que nadie mas la sienta
y devolverla entonces
cuando, nuevamente,
volvamos a reescribir esta historia
que tan solo leemos tú y yo.

lunes, 26 de diciembre de 2011

Pudor


Pudor

Desvístete mujer,
no importa
que el vestido que llevas
sienta vergüenza
porque, al quitártelo,  lo estés desnudando.

viernes, 16 de diciembre de 2011

Olvido



Olvido

Hoy se me olvidó
que te olvidé,
y quise entonces devolver
los besos que te debo,
escribir el verso que te prometí
y repasar de nuevo
la lección de la vida
escrita en tu piel.
Hoy, mujer,  se me olvidó que te olvidé,
y anhelé encontrar
tu mirada más diurna,
desparramar sobre ti uno a uno los suspiros sin fin
acumulados en la alacena de mis pasiones
y caminar, bajo la lluvia, las viejas calles empedradas
cómplices silenciosas de nuestro romance.
Hoy se me olvidó que te olvidé
y pretendí romper los botones de tu blusa
para liberar los dos sublimes gorriones que allí anidan,
pero la misma vida me tocó el hombro
 y entonces,  recobré la  memoria.

viernes, 9 de diciembre de 2011

Ignorancia



Ignorancia

Que te desnude
me pide el alma,
que te desnude.
¿Cómo te parece? que despistada está.
No sabe acaso ella
que desnuda vives en mi piel
desde hace ya tanto tiempo?
Que tu ropa, cómplice de esta pasión,
decidió marcharse un día
a vestir las sombras del desamor?
Que te desnude mujer
me pide el alma,
Ignorando tu eterna desnudez en mi piel.

lunes, 5 de diciembre de 2011

Invitación



Invitación

Te convido a vivir
en un verso de Benedetti
y en la rayuela de Cortázar,
a que caminemos agarrados de la mano
por el diapasón de la guitarra de Serrat,
que nos cobijemos en una canción de Lennon
y en la voz sin miedo de Mercedes.
Que recorramos sin temor el boulevard de los sueños rotos
que Sabina construyó para Chavela

y nos arrullemos en la vie en rose de la Piaf.
Te convido a que cambiemos el llanto de las plañideras
por sonrisas sinceras.
Te invito a que te hagas cómplice
de mis miedos, de mi cobardía,
de mis triunfos y frustraciones.
Te convido a que hagamos, del placer
que produce la unión de nuestros cuerpos,
un amigo fiel al que podamos visitar a diario.
Te convido, como dice Silvio, a que me creas
cuando
digo futuro.

viernes, 25 de noviembre de 2011

La espera



La espera

Ella no sabe,
que cada mañana,
cuando su cuerpo atraviesa mi calle,
mi respiración acelera.
Ella no sabe
que mis ojos la siguen
hasta el sitio
donde su amante le espera
para, tal vez, al igual que a mi,
acelerar su respiración.
Ella no sabe,
que en la clandestinidad,
detrás de una ventana,
otro amante la espera.